Mayte Albores

Normalmente lo que escribo lo tengo en la cabeza, en los ojos, en la piel, en el cuerpo... no necesito pensar...

¡Lo que escribo soy yo hecho palabra!



El fuego se apaga con sed.
Al final todo será un mismo infierno que aprendemos a amar ¿será, eso, la felicidad?


Aprieto los labios
con la fuerza
de dejar
mi boca morada.

Los gemidos, internos,
se agolpan al deseo de salir
en un grito espantoso detenido
en nudo
de garganta.

Todos los derechos Reservados en el Registro de la Propiedad Intelectual

jueves, 21 de enero de 2010

Te invito...



Las huellas del cuerpo me llaman por cada instante,
me siento firme ante él y quiero dominarlo.
DOMINARME...

Intento congelar la fascinación de este y otros deleites,
y el autoplacer de regalarme mi propio calor,
abriendo mi mente y mis piernas para una caricia,
ACARICIARME...

Mi mano... mis manos controladas por mi deseo se encaminan,
dispuestas a darme un soplo y un disparo excitante,
y te pienso...
Te imagino frente a mi, mirando como mi cara se descuadra y pierde las formas,
como mi respiración se acelera, como se mueve mi cuerpo en torno a mi y para mi,
y sé que tú... desearías posarte encima, guiarme como un timón, participar...
pero no te dejaría...
AHORA SOLO ESTOY YO...

Deseo tenerte, y al mismo tiempo no puedo evitar este egoismo
de sentirme libre y sola con mis dedos volando sobre mi,
estos dedos que juegan al escondite entre mi "carne trémula"...

Oh, y solo quiero ir más deprisa porque me desenfreno,
 y haciendo caso omiso a los instintos desafiantes,
intento frenarme y refrenarme, contener la intensidad para
mantener el máximo tiempo este placer de mis entrañas...

Mis músculos se aceleran acompasados con mi corazón,
y aún intentando reprimir mis sensaciones vocales,
no puedo evitar que con cada salida de aire de mi boca,
suene la canción de un orgasmo en la garganta,
un carpaccio en mi lengua que se dispone a ser plato servido...

Y en el climax  literario de mi cuerpo la energía
de romperme en mil pedazos de placer para conquistar
el momento de relajación más absoluto...
esperando a que vuelvas a mi lado, para invitarte a
HACERLO CONMIGO...

1 comentario:

Fran dijo...

Hermoso, intenso, sensual, sugerente... un placer leerte


MÁS PUTA QUE NUNCA:
UN ALMA SE VENDE
POR SENTIR UN ESCALOFRÍO
INDESCRIPTIBLE